La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / loretopaz / La brisa del atardecer volvió a aparecer

 Imprimir  Recomendar
  [C:445173]



La noche antes, digamos al atardecer, hubo un silencio grande, pero de esos que no se escucha nada, pero nada... ni un soplo de brisa, esa que trae el frescor desde el mar... nada, así como antes de un temblor... yo me preocupé, pero no quise decirle a nadie, para no asustarlos, para qué, si no era seguro...

¿Y sabes?, que durante el día las gaviotas vinieron a dar vueltas y vueltas, sin pararse en los techos, y gritaban, pero no con el chillido de siempre, eran unos graznidos espeluznantes, que daban miedo... y los gorrioncitos, que siempre vienen a patio, desparecieron, el sábado llegó uno solo, huerfanito, que andaba todo perdido, y después ya no lo vimos más...

Fue un temblor mucho más fuerte que el del año sesenta, yo era niña, pero me acuerdo, se me quedó todo grabado, y el de ahora fue peor. Fíjate que primero empezó a moverse para los lados, nosotros nos sujetamos del cuadro de la puerta, como siempre, y de repente cambio de sentido, más fuerte y de atrás para adelante, hasta que al final empezó todo a saltar hacia arriba, ahí empezaron a caerse las cosas... y ese ruido... que venía de adentro de la tierra... como si fuera un embudo que estuviera aspirando todo, yo creía que la casa se iba a hundir, y no terminaba nunca... fueron dos minutos que duraron una eternidad...

Y sabes que no nos pasó nada en los pies, porque no alcanzamos a ponernos zapatos, y caminamos por encima de los pedazos de vidrio, porque se cayeron floreros y otras cosas, y como no había luz no veíamos nada, y fíjate que nadie tuvo ni un solo rasguño...

Por suerte yo había dejado agua la noche anterior, como siempre... todas las noches dejo botellas con agua, y también junté agua en un tiesto redondo grande que tengo. Eso nos ayudó, además con los vecinos intercambiamos cosas, así es que pudimos arreglárnoslas bien.

Y hoy por fin nos llegó el agua, por fin pude darme una ducha, fría, claro, daba grititos de tan fría que estaba, pero feliz. Y lo mejor, por primera vez llegó la brisa de nuevo, que alegría poder sentir de nuevo esa frescura en la tarde, y escuchar el rumor de las hojitas en las ramas. Seguro que los pajaritos también van a volver.





4 de marzo de 2010

Texto basado en la conversacion con una amiga muy querida de Concepción


Texto agregado el 04-03-2010, y leído por 254 visitantes. (10 votos)


Lectores Opinan
2011-12-17 19:04:51 Lo que me indujo a leer este relato fue el titulo. Me estuvo curioso que en la madrugada de hoy hubo tres temblores de tierra en PR. Senti el edificio moverse. Una coincidencia acausal, a la que hay que encontrar el mendaje oculto. Saludos. fragoncum
2011-02-11 16:22:26 Es un sentimiento generalizado que cambios pronunciados en el tiempo atmosférico, junto a indicaciones que dan los animales en general, son buenos pronosticadores de la ocurrencia de un sismo. Pero si tú lees lo que dicen los expertos, en este caso sismólogos y meteorólogos, verás que siempre dicen que no es causa y efecto, que no hay una relación demostrada...excelente el cuento, vívida descripción...cariños gus sugonal
2010-05-25 23:04:49 Tan terrible y sin embargo contado tan cotidiano, como alguien acostumbrado a esas cosas. Claro, aquí en España nos parece increíble. Logras el tono justo de narración entre cordial, sencilla, como una conversación entre amigas. walas
2010-04-03 01:29:53 un relato cotidiano, tierno y dramatico a la vez, millones de chilenos tendrán recuerdos de esta clase y otros por supuesto dolorosos, lamento el luto de tu patria y ojala todo pase pronto... claudio_antonio
2010-04-01 19:28:12 He quedado absolutamente conmovida con este escrito, practicamente un testimonio... ¡lo es! En esos terribles, infernales días vividos y que llevarán años recuperar lo perdido y asumir lo peor: lo irrecuprable como lo son las vidas, me pregunté acerca de lo que el hombre ha perdido: las señales de la naturaleza, ese singular silencio con el que se viste la muerte, las gaviotas, los gorriones, los perros... Cuánto ya sabían ellos y podían advertirnos... ¡qué tremendo es no saber que hemos perdido esa percepción como esencial instinto de supervivencia. Un abrazo! lancy_
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]