La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / ZORIN / EL DIARIO DE LIMA ( PARTE XI )

 Imprimir  Recomendar
  [C:458114]

Los Españoles ejercían dominio en el Cuzco y en Quito, pero estas ciudades se encontraban muy separadas entre si y eran difíciles las relaciones comerciales, Francisco Pizarro resuelve fundar una ciudad que fuese la capital de sus dominios, y para este efecto eligió un sitio a orillas del rio Rímac en el valle del mismo nombre, que distaba 12 kilómetros de la costa, puso la primera piedra el día de la Epifanía de 1535, la llamo la ciudad de los Reyes, pero a prevalecido el nombre de Lima, que según el parecer de distinguidos geógrafos e historiadores es la corrupción del sustantivo quechua Rímac, que significa hablador, según las narraciones de los indígenas que lo habitaron desde tiempos remotos existía un oráculo, que respondía a las preguntas y cuestiones de los curiosos, en el escudo de armas figura una lima ( pequeño limón dulce) que acaso guarda relación con el nombre que se le dio, en el trazado del plano de la ciudad Pizarro edifico para si un suntuoso palacio, amplias y elegantes casas para sus compañeros de armas, señalo una manzana de terreno a fin de que los hijos de santo domingo que lo habían seguido en su expedición con el animo de conquistar almas y corazones para Cristo erigieran un templo y convento.
Campanas del tiempo
Vuelen, vuelen, vuelen
En repiqueteos
Que canten romances
De los dos imperios

España guerrera
Los incas guerreros
Vienen con armas
Los grandes señores

Los señores incas
Saldrán a su encuentro
Que son como ellos
Tan grandes guerreros.

ABRIL DE 1630

Día 1, se caso don Fernando de Padilla con una dama de palacio, criada de la señora virreina, su excelencia el virrey le hizo merced del corregimiento de Chayanta.
Hoy también ingreso a esta corte don Gracián de Beaumont y Navarra, nuevo gobernador de la provincia de Chucuito viene proveído de su majestad.

Día 2, amaneció surta en el puerto del Callao la capitana real que viene de Arica, con el tesoro de su majestad el Rey y de particulares, se dice llega a la fabulosa suma de 3 millones.
Este mismo día por correo extraordinario desde la villa imperial de Potosí, los oficiales reales recibieron la misiva que informa que los de dicha villa remitieron la plata, que será enviada a su majestad el Rey.
Hoy también el señor virrey y familia como a la 1 de la tarde salieron a pasear por la alameda, con gran acompañamiento de caballeros reales y miembros de la corte, que regocijaron con juegos y muchas carreras.

Día 3, se declaro por fallido y quebrado Pedro Rodríguez de Mendoza, mercader de esta ciudad, por la cantidad de 470,000 pesos, según la común opinión, a quedado lastimado todo lo mejor del comercio de los mercaderes y a causado un gran alboroto en toda la plaza.
Este día por la tarde su excelencia el virrey invito a los señores de la real audiencia y sus esposas a oír y ver una comedia en palacio.

Día 4, el señor arzobispo de esta ciudad por la tarde se fue a visitar al señor virrey y estuvieron muchas horas conversando.

Día 5, el señor virrey a las 5 de la tarde devolvió la visita al señor arzobispo con gran acompañamiento de caballeros de la corte, estuvieron hasta las 9 de la noche.
Hoy también salió para su corregimiento de Aymaraes don Pio Gómez de Sandoval, caballero del habito de Santiago, que fue capitán de la guardia de a pie de su excelencia.

Día 6, se enterró en la iglesia de predicadores, el doctor Juan Díaz de san Miguel, con acompañamiento del cabildo de esta ciudad y la real universidad.

Día 7, murió un mercader de la ciudad llamado Juan de Morales, deja una gran herencia a sus hijos, siendo hombre de fortuna vivió siempre ajustadamente, en vida mando que al morir le hiciesen las honras y dijesen misa cantada de cuerpo presente y las demás rezadas, todo esto lo tenia dispuesto en su testamento.

Día 9, a las 4 de la tarde se bautizo en esta santa iglesia metropolitana un hijo de don Francisco Messia, caballero del habito de Alcántara, con gran aparato y solemnidad, el señor arzobispo oficio como cura y el capitán Miguel Arias de Ugarte y su hija fueron los padrinos.

Día 10, llego un navío de Chile con la nueva que el gobernador de Buenos Aires había escrito diciendo que en la costa del Brasil se habían visto una gran cantidad de bajeles Holandeses.

Día 11, ingreso en esta corte don Pedro de Sotomayor y Haro, caballero del habito de Santiago, corregidor de la provincia de Collaguas, vino en el navío del capitán Manuel Rodríguez, desde el puerto de Arequipa.
Este mismo día ingreso a esta ciudad el padre Juan de Frías Herrán, rector del colegio de san pablo de la compañía de Jesús.

Día 12, llego un correo extraordinario despachado a toda prisa por el maestre de campo don Diego Enríquez, corregidor de Arica, que avisa a su excelencia el virrey que en la costa como a 70 leguas de esta ciudad algunos indios habían visto de noche 2 faroles y de día un navío.
Hoy también ingreso en esta corte el ilustrísimo señor don fray Pedro Perea, obispo de la ciudad de Arequipa, se aposento en el colegio de san Idelfonso, de la sagrada religión de san Agustín.
Este mismo día llego un correo extraordinario de la villa de Saña donde avisan que el hijo de don Francisco de Zamudio, alguacil mayor, tuvo una riña con el hijo de don Alonso de Villavicencio, fue un desafío con espadas, el hijo de don Alonso recibió una estocada y quedo herido de muerte.

Día 13, la sagrada religión de santo domingo hizo presentación, ante el señor arzobispo de la ciudad unas letras remisoriales y compulsoriales, emanada de la sagrada congregación de los señores cardenales, que trata sobre los ritos eclesiásticos en la ciudad de Roma, por especial mandato de su santidad, para informar por autoridad apostólica a esta ciudad y todo el reino de la vida y milagros de la buenaventura de nuestra santa Rosa de Lima, beata de la orden de predicadores, hubo un repique general de campanas a mediodía, en la noche fuegos y luminarias por mandato de los alcaldes ordinarios, después con una lucida mascarada salieron cerca de 40 caballeros criollos a regocijar con carreras la fiesta de la gloriosa santa.

Día 14, el señor virrey y la real audiencia fueron a la iglesia de santo domingo, desde donde acompañaron la procesión solemne hasta la iglesia metropolitana, fue delante el padre provincial de dicha orden, y después se leyó el evangelio durante la misa y canto el señor arzobispo.

Día 15, por carta de Cartagena del 31 de enero pasado, avisan que entro en el puerto la fragata de la Veracruz, que trae la relación de setiembre del año pasado de 1629, que cuenta que en México cayeron grandes lluvias que anego toda la ciudad, dicen que subió hasta palacio, que es un lugar bastante alto, perecieron muchos en las ruinas, arraso conventos, iglesias, monasterios, el señor arzobispo dio licencia para que los sacerdotes sacaran el santísimo sacramento en procesión, dicen también que hasta las personas ricas pedían limosna, todos abandonaron el lugar porque no tiene desaguadero, todo lo arrebato sin esperanza de reedificarse.
También dicen que 16 días antes salió del puerto de Cartagena el general Hernando de Sosa, con 4 navíos para México, donde fue enviado como corregidor y también lleva los azogues de su majestad.
Así mismo avisan que el 23 de enero pasados, don Fabrique de Toledo despacho un aviso para Castilla, que su armada saldría el 20 de febrero, porque aquel lugar perecía de hambre.

Día 16, en el real acuerdo se vio una cedula de su majestad el Rey, que manda que el receptor general de penas de la cámara de esta corte, tenga asiento voz y voto en el cabildo de ciudad, los señores acordaron que se guarde y cumpla dicho mandato.
Hoy también el señor obispo del Cuzco a las 5 de la tarde fue a palacio a despedirse de su excelencia el señor virrey.

Día 17, llego un contador que su majestad el Rey envía y se le nombre en el tribunal mayor de cuentas de este reino, el señor virrey ordeno se junte el real acuerdo para tratar sobre el recibimiento que se le haría, también se trato sobre los asuntos de Huancavelica, estuvieron reunidos desde las 11 del día hasta las 3 de la tarde.

Día 18, el señor obispo del Cuzco salió de la ciudad para su iglesia con un lucido acompañamiento de caballeros y eclesiásticos, fue a dormir a la casa y chacra de san Juan de la compañía de Jesús.

Día 19, su excelencia el virrey por auto de gobierno ordeno que en el corral de las comedias de la ciudad no se junten hombres con mujeres en los aposentos, so penas graves.

Día 20, el señor arzobispo por segundo apercibimiento notifica a las monjas del monasterio de la encarnación, que so pena de excomunión mayor Latae Sentenciae, ninguna de ellas hable con personas de fuera, exceptuando a padre, madre, hermanos, primos, los señores oidores, alcaldes de corte, inquisidores, fiscales, prebendados y prelados, dicen que se alborotaron las religiosas de tal manera que el señor notario que fue a hacer la notificación a duras penas acabo de leer el auto, aunque después se calmaron hicieron publico su descontento.

Día 21, se celebro en la iglesia de la compañía de Jesús la fiesta del glorioso patriarca san Joaquín, padre de la virgen santísima, señora nuestra, asistieron a ella el señor virrey, la real audiencia, predico el padre provincial Nicolás Duran, un sermón tan extraordinario que asombro a todo el auditorio.

Día 22, por mandato de los señores de la real sala del crimen, ahorcaron a las 4 de la tarde a un negro salteador en el centro de la plaza.
También hoy el real acuerdo, por auto ordeno a don Pedro Sotomayor y Haro, corregidor de los Collaguas, que vuelva su oficio en el más breve plazo.

Día 23, por mandato de su excelencia y el real acuerdo se pregono una cedula real del 5 de mayo del pasado año 1629, en la que su majestad avisa que en un cajón de cartas escritas del año 1628 de la real audiencia remitida al real consejo de indias, las informaciones de oficio y otros papeles particulares llegaron a Madrid tan mojados y podridos, que de ninguna manera se pueden leer, y ordena que se le envié este año duplicado de todo.
Este día al anochecer don Juan Espinoza Arévalo, caballero del habito de alcántara, alguacil mayor del tribunal del santo oficio, prendió a Juan de Arriaza, natural de la ciudad de Córdoba en Castilla, que estaba casado con María del Castillo, llamada también "la empedradora" autora de comedias.

Día 24, salió de esta ciudad el doctor Diego de Osorio, cura de Cicicaya, a quien el señor arzobispo envía con el titulo de visitador, solo para cobrar la cuarta que le deben los curas de este arzobispado, con orden de tener 2 libros contables, donde asiente lo que cada uno pague, un libro para su señoría ilustrísima y el otro para los oficiales reales.
Hoy murió Diego Cabezas el portero de la real audiencia, de la herida sufrida ocasionada por el loco Bogobich, lo enterraron en la iglesia de san Francisco.
Este mismo día su excelencia mando despachar, con el titulo de corregidor de la villa de Santa, al capitán Juan Bautista Lorenzana.

Día 25, el señor obispo de Arequipa fue a palacio y realizo una primera visita a su excelencia el señor virrey y la señora condesa, estuvo hora y media en su compañía.

Día 26, el señor doctor Alberto de Acuña estuvo acongojado y fastidiado, por haber cenado la noche anterior un pollo guisado y un membrillo asado, también bebió 2 jarras de agua enfriadas con nieve.
Hoy también ingreso a la ciudad doña Ana de Cáceres, habiéndose apeado en casa del secretario de gobierno su hermano, se ratifico el matrimonio contraído con Juan Caballero, regidor de esta ciudad, luego este se la llevo a su casa esta misma noche.

Día 27, se refugio en la iglesia Antonio Fernández Vega, trajinero de Huancavelica, por no poder pagar las deudas que dicen suman 8,000 pesos, pero el dice que a el le deben una suma mucho mayor.
Hoy después de haber salido los señores de la real audiencia, su excelencia ordeno juntar acuerdo de hacienda, para tratar acerca de la reparación de la galera que vino desde tierra firme, con el parecer del general Fernando de Castro y el maestre de campo y tesorero señor Corcuera se determino que se hiciera de inmediato.

Día 28, se supo la enfermedad del doctor Acuña, que tiene un dolor de costado, lo mandaron sangrar a toda prisa 5 veces, con loque pareció que mejoraba.

Día 29, a las 11 de la noche al doctor Acuña de repente se le presento un fuerte dolor en el pecho y a pesar que los de su casa acudieron presurosos nada pudieron hacer y entrego su alma a dios.

Día 30, el tribunal de la santa cruzada recibió al licenciado don Blas de Torres Altamirano, como oidor antiguo, lo nombro como sucesor del doctor Acuña en el juzgado mayor de bienes de difuntos, también en la presidencia de esta real sala y en el tribunal mayor de cuentas, y el otro cargo que es de juez visitador de la armada real del sur, ocupaciones todas que vacaron a la muerte del mencionado doctor Acuña.

Texto agregado el 07-07-2010, y leído por 99 visitantes. (0 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]