La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / KARISTESE / Emanuel parte 21

 Imprimir  Recomendar
  [C:513076]

Emanuel parte 21

Las cosas siguieron de la misma forma. Sonia salía a trabajar y Emanuel se quedaba en la casa. Pero una licenciada recién egresada de la universidad de contabilidad, que trabaja en la oficina donde Emanuel antes laboraba fue a pedirle asesoría sobre algunos temas. Lo que ocasionó problemas en la pareja protagonista. Era temprano por la mañana cuando suena el timbre.

-buenas tardes licenciado, ¿se acuerda de mí?
-¿rebeca? Pasa – le dice Emanuel. Como si él no fue ojo alegre.
-¿cómo ha estado? – pregunta ella dejando su maleta en el sillón.
-¡bien! Recién casado – dice el con alegría.
-sí, me enteré por el periódico.
-que bien. ¿Y que la trae por aquí? – pregunta el.
-quiero que me ayude con algunos temas de mi trabajo.
-bien.

Y así fueron muchas veces, hasta que un día Sonia llegó temprano del trabajo y se encontró con esa mujer en su casa.

-¡ya llegué! ¿Hay alguien en casa? – grita Sonia.
-¡papá! – dice Casandra.
-buenas tardes – dice Sonia.
-hola amor. Mira ella es rebeca, viene a que le ayude con su trabajo. – dice Emanuel muy nervioso.
-hola, que tal. – dice rebeca extendiendo la mano.
-hola, soy Sonia. – responde extendiendo la mano. – voy al cuarto, te quedas en tu casa. – dice Sonia.
-licenciado, creo que llegó la hora de irme. – responde rebeca a ese momento no muy agradable.
-¡no! Mira no hemos terminado. – le insiste Emanuel.
-no se apure, creo que con lo que me mostró es suficiente. – premiso, me despide de su esposa.
-¡Sonia! – oye no tenías por qué ser tan grosera.
-¿perdón? Esa mujer estaba en la casa donde vivo con mi esposo.
-¿pero en que te preocupa? ella es solo una licenciada.
-no, lo que me molesta es que yo no sabía que esa mujer estaba aquí. ¿Desde cuándo esa mujer te visita?
-bueno, solo unas cuantas semanas
-¿unas cuantas semanas? – replica Sonia. - Te pasas. Eres de lo peor.

Fue la primera discusión en la pareja. Rebeca consultaba a Emanuel mediante e - Mail para no provocarle problemas a Emanuel. Pero en ese transcurso fue que llegó una persona que cambió la vida de Emanuel. El medio hermano de rebeca de nombre santos. Un empresario, bueno eso fue lo que le hacía creer a todos.
Fue un viernes cuando Emanuel hizo una cita con santos, para ver lo de un trabajo. Al verse en un café del centro.

-que tal, perdón la tardanza, había tráfico. – se disculpa Emanuel.
-no te apures - dice santos – me tomé la libertad de ordenar un café.
-gracias, si me parece bien – dice Emanuel. Después de una charla sin chiste empezó el negocio.
-mira te voy a explicar. ¿Eres bueno con los números? – pregunta santos.
-sí, soy contador.
-bien, yo tengo un bar al sur en la cuidad. Pero no puedo atenderlo del todo porque mi familia vive en Alemania y tengo que viajar con ellos. No quiero perder el negocio, mi hermana a me dijo que tu estas desempleado, podrías atender el negocio.
-tendría que ver los papales, visitar el lugar y por supuesta que si podría trabajar para ti.
-bien, tu dime cuando empezamos.

Emanuel después de dar más de una visita al bar, se convenció de que ese sería un buen negocio. Después de varios meses de matrimonio, Sonia en el súper mercado se encuentra de casualidad a rebeca y le arma un escándalo tremendo en el área de lácteos. Después de algunas palabras obscenas y empujones, empezaron los golpes. Sonia de pronto se sintió mal. Dos policías llegaron al lugar y las separaron. Las llevaron a las oficinas, pero después de eso Sonia se desmayó.

Al llevarla al hospital, una enfermera le hace un estudio, de donde salió el siguiente resultado.

-señora ¿cómo se siente? – dice la enfermera.
-señorita. Soy señorita. ¿Dónde está el doctor? ¿Qué me pasó? – dice Sonia confundida.
-la doctora no se encuentra, usted se desmayó y la trajeron aquí. Le tomé una muestra de sangre y estos son los resultados.
-¿de qué habla? – pregunta Sonia. Cuando mira el papel que decía que ella estaba embarazada.
-y bien. Felicidades usted está embarazada. -dice la enfermera
-¿disculpe? - Sonia pregunta con sorpresa.

Continuara…

Texto agregado el 20-12-2012, y leído por 92 visitantes. (0 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]