La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / jcn / Delirante gitana

 Imprimir  Recomendar
  [C:538578]

Mujer que aconsejo el amor nunca marchar ya que su delirante corazón a un misterioso hombre flecho.
Delirante gitana que hechizo y su dibujo en aquel hombre quedó, serena creyendo en las primaveras trae mil aventuras deseando las caricias que son suyas, que estremecen hasta gemir en el paraíso de las rosas donde las espinas son adornos que no dañan pero que pueden lastimar hasta hacer sangrar si a la gitana se quiere traicionar. Ese paraíso es en las nubes, no es imposible subir allí, sólo es saber querer con el alma y las mismas nubes se volverán escalas; su presencia siempre cuenta entre las caricias y su sonrisa tierna, la franqueza de la delirante gitana le conmueve al hombre y en sus pensamientos quiere estar siempre presente, ella es orgullosa de su amor, el que goza y no deja morir lo que tras cada día pueda descubrir.
Los cúmulos de nubes se acrecen tan y el paraíso terrenal contempla el amor que les hace vivir y extermina el dolor que no deja existir, ni sonreír creando una noche que el mundo deja de ver, de sentir por sentimientos vagos dejarse ahogar.
Delirantes sentimientos que se aferran al gran amor con su magia infinita que sus corazones puede crear y no al azar, los complejos fueron sepultados entre misterioso artilugios. Paraíso que entre las nubes del tiempo no se malgasta ya que la delirante gitana ama sin cesar, tímida, picara con unos ojos de cristal que deja ver su caluroso soñar y amar sin importar que el invierno arrecie, no hay dolor sólo amor, amor del bueno que deja tangible los latidos del corazón.
El viento en torbellinos les protege del desamor que de pronto se puede manifestar, es fácil de derrotar ya que no hay heridas que curar, el amor hay que venerar; no hay segundas oportunidades para los buenos amaneceres. El sabor de su boca detiene el tiempo e inmortaliza su nombre en el candente verano de aquel paraíso forjado.

j.c.n-3-12-2013

Texto agregado el 09-03-2014, y leído por 102 visitantes. (0 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]