La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / Dainini / Un regalo de bodas especial©

 Imprimir  Recomendar
  [C:54191]

Fue un obsequio de mi padre el día de mi boda. Me lo entregó envuelto en un delicado papel de regalo que no añadía más que la buena intención de sorprenderme. Le quité la envoltura y al abrir la caja, me encontré con un pequeño cofre octagonal de caoba. Era hermoso. Pero lo más que me sedujo fue la tapa: un corazón de cristal bordeado por una fina madera y en el centro, una flor con pétalos rosados que le daban un toque artesanal . Sonreí y lo saqué del estuche; levanté la tapa y del interior se liberó un delicado olor a madera que me dejó una fresca sensación de bosque húmedo en el rostro. Imaginé mis aretes guardados allí, sobre el fondo de terciopelo carmesí y lo cerré. Podía imaginar a los zarcillos reposando en su nuevo hogar a través del corazón transparente. Me sentí segura, protegida y renacieron los recuerdos olvidados de mi niñez. A través del cristal, vi la imagen de mi padre, joven , saludable, cerrando celosamente las puertas y ventanas de la casita de madera que fue nuestro hogar los primeros años de mi vida. Éramos todo para él;nos protegía como alhajas, en aquel barrio donde el hambre y la miseria eran edificios que sobrepasaban las esporádicas mansiones que guarecían a los ricos del lugar. Acaricié el cofre y lo apreté suavemente contra mi pecho. Quise retener por un tiempo aquella escena.
El día de mi boda, él conservaba aún su salud, pero ya asomaban en su interior algunos signos de lo que fue una larga condición diabética. Él sabía que la muerte algún día lo obligaría a abandonarnos y a través de aquel cofre, quiso dejarme grabado el valor de preservar los tesoros que un matrimonio traería a mi vida, así como él hizo con los suyos.
Los años han pasado vertiginosamente desde entonces. Él ya no está conmigo, pero en esa caja de caoba, permanece su voz así como el aroma de madera que aún se desprende de ella.
©Vilma Reyes,2004











Texto agregado el 26-08-2004, y leído por 1852 visitantes. (33 votos)


Lectores Opinan
2010-12-07 00:26:02 lindo poema, espero estes bien undia
2008-10-12 20:01:16 Un hermoso relato, lleno de ternura y nostalgia. Una prosa limpia que nos da la sensación de estar aspirando el olor de la madera. ¡Felicitaciones! Me conmovió. huallaga
2008-09-06 23:04:55 Bellísimo relato. Redondito y dulce. Me encantó, y me quedé con el bello aroma de madera flotando a mi alrededor. ***** flop
2007-07-11 22:30:26 Ay amiga mientres te leia lloraba... mi madre era diabetica, yo soy diabetica y en este mes, hara un año que murio mi hermana de diabetes. (Maldita enfermedad!!.) Hermoso texto lleno de nostalgia y, un no se que, de recuerdos vividos!! ¡¡FELICITACIONES!! ***** Ybesitossss ///nil/// nilda
2007-05-14 20:24:38 wow!! que sentimiento tan hermoso, se me ha hecho un nudo en la garganta. mis estrellas varda
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]