La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / KARISTESE / Mi eterno amor parte 4

 Imprimir  Recomendar
  [C:560342]

Mi eterno amor parte 4

Después de que pasara por ella y no dejar de pensar en él. Quería contarle su secreto a su mejor amiga pero Erika estaba atrapada en los problemas de casa y prefirió contárselos a su amigo del chat. Un chat gratuito en donde solo das tu Nick y sexo. Claro nada de cámaras web ni citas en un café, la magia del chat era poder imaginarte a la otra persona, hay casos en los que llevan más de 5 años charlando tras una pantalla y nunca se han visto en persona.
Después de haberle contado a “trade98” lo que ella sentía por el taxista, el chico de 29 años le dijo que sería peligroso, ya que no lo conocía, y que su mamá le tenía la confianza a ella y al taxista y si ella se atrevía a besarlo, tendría consecuencias, en pocas palabras le perdería la confianza por completo. Pero eso a Natalia le valió gorro.
Después de casi un año de llevarla y traerla ella se animó. Pero ella sentía que él la miraba con otros ojos. Ya no era lo del chofer llevar a la estudiante a la escuela, ya no era tan tímido a la hora de hablar.
Era un periodo vacacional y tenía 15 días para descansar y fue cuando pasó.
-¿hoy sales de vacaciones?
-si. Regreso en 15 días
-¿y piensas salir de vacaciones?
-no. Tengo mucha tarea. – le responde Natalia.
Después de una charla por las vacaciones al llegar a la casa desde el asiento de atrás le plantó semejante beso. Él se quedó helado y no dijo nada al igual que ella. Lo único que pudo hacer fue salir del carro y correr a la puerta de su casa y voltear a verlo para pasar a cerrar la puerta de su casa.
No lo vio hasta 15 días después. Se lo contó a “trade98” lo que le dijo él a “22fresh” como se llama Natalia en el chat, fue que estaba mal, y que si surgía algo de eso tendría que aceptar las consecuencias.
La estudiante de medicina sabia los riesgos que implicaba el tener una aventura con alguien al cual no conocía lo suficiente, pero tenía varios paquetes de condones en su cuarto que pronto pensaba usar.
Llegó la hora de regresar a clases y a primera hora Gerardo estaba con su taxi recién pasada la verificación y con neumáticos nuevos esperándola. Pero no solo por obligación o porque la madre de Regina o la abuela Teresa le habían pedido cuidar a su hija, era el poder ver a esa carne fresca que el destino le había puesto en frente y en charola de plata. Para ella sería su primera aventura y el tercer hombre en su vida. No eran los primeros labios que ella besaba, pero si los primeros ilegalmente.
Continuara…

Texto agregado el 21-09-2015, y leído por 313 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
2016-03-12 01:50:47 Uyyyyyy,presiento que nada bueno traerá todo esto. Ella no era una niña pura,ya sabía lo que significaba el sexo***** Victoria 6236013
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]