La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / KARISTESE / Parte de mi silencio.

 Imprimir  Recomendar
  [C:583225]

Parte de mi silencio.

Solo de pensar que podría estar con un hombre me hace sentir como un marica.
Sentí su pene dentro de mí, sus testículos pegaban con mis nalgas, sentía como su carne entraba en mi agujero. Yo gemía como un loco, él estaba concentrado, mordía mi oreja, besaba mi cuello y espalda. De frente, me penetraba y con sus manos tomaba mi miembro y lo masturbaba, era una sensación increíble, me estaba dando y me la jalaba al mismo tiempo.
Al terminar de hacer el amor, nos guardamos dentro de las cobijas, mientras el acariciaba mi rostro acariciaba mi cuerpo y me besaba. Yo le tocaba sus bolas que estaban duras, su polla estaba dura, así que lo toqué, me puse de frente y se la mamé, es un sabor rico, olí sus testículos, con mi nariz los acariciaba. Lamía sus bolas, hasta llegar a su glande, logré meterlo en toda la boca hasta que llegaba a mi garganta. Después, chupé sus ano, al principio me dio un poco de asco pero él gemía de placer y eso me excitó muchísimo, mi pene estaba muy duro, y se lo metí, él gemía como una niña. Me gritaba, me pellizcaba los pezones, hasta que nos venimos al mismo tiempo por segunda vez. Mi cuerpo se relajó y de nuevo nos tapamos con su cobija.
Salí de su casa a las 3 de la mañana, llegue a mi casa, todos dormían así que no me escucharon llegar.
Crecí en un pueblo llamado la yuca al norte de la ciudad, para llegar a la escuela tomo dos camiones, mínimo hago tres horas para llegar a la universidad. Estudio ingeniería automotriz, crecí en un rancho, mi padre siempre me ha dicho que debo ser un macho con muchas viejas y eso he tenido. Mi papá me llevó a un “tuburio” con mujeres desnudas cuando tenía 13 años.
Mi papá le pega a mi mamá quien es una sumisa, no habla ni se defiende, él dice que los hombres que aman a los hombres deben morir, en pocas palabras soy un macho como mi papá.
Cuando entré a la universidad, no fue necesario que dijera “soy gay” su voz y sus ademanes fueron suficientes. Al principio no quería hablarle pero tiene algo que me llamó la atención, estamos a un semestre de terminar la universidad, somos buenos amigos nos hemos ido de borrachos, de pinta, a fiestas, y hace poco nos besamos y tuvimos relaciones sexuales, y fue espectacular.
Esa semana me salí de clase, estaba recordando lo que hicimos fui al baño y vomité.
Me enteré que le dieron un viaje a Canadá cosa que me pesó mucho, indicaba que dejaría de verlo un mes. Algunas compañeras fueron al aeropuerto para despedirlo yo no fui, simplemente le mandé un mensaje de buena suerte. El tiempo que no estuvo es la ciudad lo extrañé demasiado, tenía ganas de verlo, besarlo y tocarlo, todos me dicen que soy un macho desgraciado, me gusta fumar, tomar y ver mujeres, cuando regresó fui por él al aeropuerto. Me dio mucho gusto verlo lo llevé a su casa, sin besos ni nada.
En la semana fue a mi casa para ponerse al corriente de todo el semestre, nos pusimos románticos de nuevo terminamos en la cama. Me encanta, me tiene embrujado, es lo que deseo pero…. él es parte de mi silencio.

Texto agregado el 03-11-2017, y leído por 0 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
2017-11-03 01:46:23 No sé, creo que es demasiado poetico, quizás un lenguaje más vilgar ayudaría a este "Gay macho" Lo tengo duro como fierro; le chupé el culo hasta hacerlo gritar como puta; algo así le daría más fuerza a tu trabajo. Interesante lo tuyo. Saludos desde Iquique Chile. vejete_rockero-48
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]