La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / satini / LA MOMIA ( parte 1º)

 Imprimir  Recomendar
  [C:585797]

LA MOMIA( Parte 1º)

Parecía una momia, tenia ambos pies enyesados, brazos y manos manos y toda la cintura, también su cabeza, salvo un orificio por donde pasaba su miembro y otro para el ano todo era yeso, uno de sus pies estaba levanto por medios de aparejos en su cama ortopédica, por mi trabajo de enfermera había visto muchos casos así por accidentes pero este justo lo que yo buscaba.
Esa noche luego de la recorrida para ver a los pacientes de mi sector, me acerque a su pieza en el sector privado, no había nadie, me acerque sigilosamente hasta su cama y vi que estaba despierto, sus ojos me miraban interrogadoramente, no podía hablar.
Sin decir nada, procedía a desnudarme lentamente, doblando prolijamente cada ropa antes de continuar, sus ojos reflejaban desesperación, mientras veía que su miembro comenzaba a erguirse, haciendo una carpita con las sabanas, soy rubia de pelo largo hasta la cintura, pechos bien levantados, mi sexo bien depilado y unas nalgas que son mi mayor atractivo, mi boca sensual y mis ojos verde-marrón, me dan un aspecto muy atractivo, según escuche varias veces, levante las sabanas y me acerque hasta casi tocarlas con mi boca, las corri y pude ver su pene, era grande, no muy grueso y estaba duro como el mismo yeso y se veía que palpitaba y se movía por su cuenta, acaricie mis pechos, pellizque mis pezones que se ppusieron duros en el acto, me di vuelta me aagache, abri mis nalga, mostrandole mi esfinter, luego , de frente y acercandome ,abrí mis labios vaginales y comencé a masturbarme, sus ojos estaban desorbitados, Me introduje primero un dedo y fui tomando velocidad, luego tres, ya no podía controlarme, mi cuerpo se tensaba y comencé a temblar y convulsionarme, luego de tres sacudones,el orgasmo llego y fue como una explosión, mis jugos salpicaron hasta el piso, miro hacia el y veo que acabamos junto, las manchas en su sabana lo delataban. Fui al baño y me higienice, lentamente comencé a vestirme, sin decir nada me retire, veía agradecimiento en su mirada, seguramente no sabía lo que le tenía preparado para más adelante.
Sofía.-

Agustín Secreto Derechos Reservados

Texto agregado el 08-03-2018, y leído por 0 visitantes. (2 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]